Friday, November 11, 2005


Bailé con él el último baile de la noche. Era ridículo vernos allí plantados, como dos enamorados que ya no se querían.
Ni siquiera éramos felices.

Hacía años que quería volver a aquel lugar, siempre me gustó salir a la pista cuando la sala empezaba a vaciarse y ya nadie se fijaba en ti.
Siempre fui bastante pésima moviéndome, pero era divertido, era bonito.
Y ahí estaba yo, con mi vestido viejo, agarrada a él casi sin tocarnos. El contacto era mínimo, diría que se rozaban manos y rodillas.
El seguía cantándome al oído, como cuando teníamos quince años. Y yo seguía sonriendo cuando lo hacía.

Y entonces me di cuenta de que estaba en el lugar perfecto acompañada de gente perfecta con la que no quería estar.
Sí, era un bonito lugar pero esos ojos no lo decoraban bien.
Le agarré más fuerte y aprendí a bailar. Aprendí a bailar en una última canción con un hombre que no iba a ser el de mi vida.

A veces parpadeo y él desaparece.
Pude ser más feliz, lo sé.

27 Comments:

Anonymous Anonymous said...

Pude ser más feliz, lo sé.

Qué valiente.

6:31 PM  
Blogger Alvaro said...

Pronto comentaré esto.

Tú, anónimo cobarde, fuera de aquí.

(Espero que el mensaje fluya mejor cuando hablo en cursiva)

7:03 PM  
Anonymous Él said...

Yo no sé bailar.

No sé ser dulce. No sé contener mis miedos, no sé perdonar ni pedir perdón. No sé revivir mis sueños, no sé subir a un tren y escapar de mi prisión. Yo también quiero salir a la pista cuando está vacía, pero no bailaré. Me quedaré allí, de pie, imaginando cómo hubiese sido bailar contigo entre la alegre multitud. Te buscaré con la mirada, pero será demasiado tarde y ya no estarás allí. Y siempre estaré solo. Sé que tú también habrás mirado, y que tampoco me viste. Pero tú nunca estarás sola.

No pudiste verme. Yo te observaba desde detrás de una columna, y sólo salí cuando te habías marchado. Ahora ya me has olvidado: sólo fui un pobre espíritu asustado que tembló cuando supo que te amaba. Pero yo no te olvidaré nunca. Sentiré celos de tus sábanas. Celos del aire que respires. Miraré hacia atrás eternamente, y me consumiré en una innoble soledad hasta que muera.

Tú tendrás toda la vida por delante, y yo estaré tirando mi vida a la basura. Soy un hombre condenado, porque mi última oportunidad volará contigo. Podré haber sido más feliz.

Él.

12:15 AM  
Blogger Raquel S. C. Font said...

Nada es imposible. No soy quien para aconsejarte nada, pues no te conozco, pero siempre puedes volver a intentarlo.

P.D.: Vive el presente.

12:19 AM  
Blogger susej said...

Podrás ser más feliz. Lo sabes

3:33 AM  
Blogger polromeu said...

Respira si us plau, encara que sigui per poder saber q estàs aprop meu.

10:19 AM  
Blogger Speranza said...

fuerza, sinceridad y oportunidad..

labios.

12:40 PM  
Anonymous Anonymous said...

Estoy sobrecogido, es tan terrible y lo haces tan precioso.

Maldita.


Un samurai

1:26 PM  
Anonymous Art said...

Yo por eso mejor no bailo. Así olvido mejor a la gente.

5:33 PM  
Blogger Retrato de Dorian Gray said...

La escena me ha creado un estado de evocación bastante óptimo. Aunque no creo que se pueda ser más feliz. También lo sé.

8:28 AM  
Anonymous Misósofos said...

Basta ya de esperar a otra vida para cambiar las cosas.
Gran parte de mi infortunio es que nunca supe/pude rodearme de gente como la que a mí me gusta.
Hoy por hoy, sigo buscando un ser humano afin a mí, cualquiera que sea su sexo; al menos en un 99%

8:50 AM  
Anonymous Anonymous said...

- Hola, te estoy buscando pero no te encuentro.

A ti no, no ahora: a ti.

Sí, a ti que sabes quién soy. A ti que me ves en las manchas de humedad de las paredes.

(Calla)

Lo haces bien.

1:33 PM  
Blogger Alvaro said...

This comment has been removed by a blog administrator.

3:50 PM  
Anonymous Anonymous said...

A continuación, lo que sigue (no jodas):

Oooooohhhh



OOOOOooooooohhhhhhh...


Me acabas de destrozar un mito.

Ooooooo :(

Creía que habías perdido la goma y que por eso no podías dejar de escribir (...), pero veo que no.

¿Te molesta la suplantación?
¿O es que Él ha protestado?

Debiera ser, estimo, él el único con potestad para borrarme.

Te gusta la sombra del viento... en fin.

Firma,

la gala de la Meca, El Caballero del Peral.

3:52 PM  
Anonymous Él said...

A quien se hace llamar "caballero" del Peral:

Permite que te haga notar que un caballero no lo es por decir él mismo que lo es, sino por merecerlo...

...siéndolo.

Fdo:

Él.

1:22 AM  
Blogger Isthar said...

¿Y si no parpadeas?

Si puedes ser más feliz, disfruta de cada ocasión de serlo, aunque sea un poco...

6:38 AM  
Blogger Gerard said...

Sobrecojedor, me encanta como acabas de decorar la tristeza de belleza.

Besos.

2:57 PM  
Blogger Bergeronnette said...

Buenos días!
Me ha encantado este baile. Algunas veces somos incapaces de seguir adelante, cuando parece que todo está perfecto, cuando nos dejamos llevar por las notas de una relación, o de un momento. (ese lugar perfecto con gente perfecta)
Pero que no deja de ser un espejismo, de ser algo que no queremos. Y, como tus comentaristas, creo que puedes seguir siendo feliz en cada instante, parpadeando o no :)

besos

12:21 AM  
Blogger Mikel said...

tranquila , cualquier dia en cualquier lugar la musica puede volver a sonar.

2:12 AM  
Anonymous ella y su orgía said...

A lo mejor el lugar perfecto con gente perfecta no existe, y nos pasamos la vida buscándolo, tratando de sentirnos a gusto, sin darnos cuenta de que jamás nos encontraremos cómodos o seremos felices tal como nos han indicado que debemos serlo.

Abrazo orgiástico.

5:08 AM  
Blogger ferrancab said...

Pudiste ser más feliz, pero también pudiste no serlo! Los mundos posibles són infinitos y eres tu la que debes elegir el tuyo en cada momento. La qüestión no es si pudiste ser más o menos feliz si no si puedes, ahora, ser más feliz y qué debes hacer para serlo.
Desando lo mejor para presente y futuro,
un visitante perdido en el ciberespacio.

11:51 AM  
Blogger Mal Ladrón said...

Los parpadeos y los bailes a veces son eternos. Gracias por la visita por allá.
Saludos

6:08 PM  
Blogger Estepario said...

Siempre hay que pensar que hiciste lo correcto...

8:43 AM  
Blogger joan said...

confesiones: una vez de las tantas que me enamoré locamente, je:) (hablo en pasado)dejé de estarlo en el primer minuto que vi como bailaba. No és que bailara bien o mal, simplemente la música iba por un camino y su cuerpo por otro. Todo el encanto desaparació. creo que nunca podré enamorarme de alguien que no baile, que no sienta la música, tal vez porque si no sientes la música es dofícil poder sentir el amor. Si en un momento eres feliz auqnue sabes que eres tu mismo quien crea la sensación creo que hat¡y que disfrutarlo sin más, siempre habrá pistas y momentos aparece la pareja de baile necesaria a ese momento. Cogela de la cintura y baila , dejate llevar , és màgico :)

4:17 AM  
Blogger A¹³ said...

Solo sé bailar al compás del corazón.

Saludos.

2:17 PM  
Blogger angel said...

Hola, en la cadencia de tu post te dejo mi agradecimiento por tu visita. He colocado ya en mi espacio, que es ya también tuyo, la selección de los 11 poemas de diciembre.
Espero los disfrutes.
Saludos,
angel

11:32 AM  
Blogger K said...

Este texto es absolutamente genial. Bravo.

3:53 AM  

Post a Comment

<< Home